8: Siete pasos para discernir las vocaciones. Criterios para

Aula virtual para comentar y discutir los temas semanales del Curso de Promoción Vocacional. El futuro de la Iglesia y de las Congregaciones depende de las vocaciones.

Moderadores: Catholic.net, gache, Moderadores Animadores

Re: 8: Siete pasos para discernir las vocaciones. Criterios para

Notapor GraLC » Mar Dic 14, 2010 9:55 am

I) Explica brevemente los 7 pasos para discernir las vocaciones.
Los 7 pasos son los siguientes:

1. La oración: orar es hablar con Dios y sobre todo escucharlo. No es monólogo sino diálogo. En la oración Dios nos manifiesta qué quiere de nosotros.
2. Percepción: es importante hacer silencio exterior e interior para estar atento a percibir lo que Dios quiere de vos. Este silencio nos lleva a la escucha de la Voluntad de Dios. Hay una vocación para cada uno y nuestra tarea es descubrirla y ayudar a otros a descubrirla también. Para ello es necesario escuchar a todos, los que te apoyan y los que te critican. Además es muy útil revisar nuestra vida, nuestros gustos, nuestros intereses. Analizar nuestro pasado y mirar hacia el futuro tratando de ahondar más en el sentido de la vida, del tiempo, ¿cómo queremos vivir el resto de nuestros días teniendo en cuenta nuestro entorno?
3. Información: es indispensable que te informes sobre lo que significa, por ejemplo, ser sacerdote diocesano o de una congregación religiosa. Aunque te sientas atraído por una congregación es importante que estudies qué hacen otras. En especial saber cuál es el campo que abarca, si es una congregación contemplativa o misionera. A qué público va dirigida: niños, jóvenes, etc.
4. Reflexión: la vocación es una empresa demasiado grande y por tal motivo se debe reflexionar sobre cuáles son tus capacidades y limitaciones. Analizar en qué basás para pensar que Dios te está llamando. Considerar tus miedos, tus inclinaciones, qué te gusta y qué no. Todo esto ayudará en la decisión final. Dios, de todos modos, no te da un documento firmado por ÉL en el que te asegura su llamado. Más bien, tenés que descubrir los signos que Dios te va poniendo en el camino para pensar en una posible vocación.
5. Decisión: Una vez que vayas descubriendo qué es lo Dios quiere de vos, no te queda sino dar el paso. O sea decir “SÍ”, decidirte a seguir a Jesús. Tener miedos e incertidumbres es algo muy bueno porque eso denota que se está considerando la vocación como algo serio. Si no existieran estos temores sería preocupante- a mi entender- Si bien tomar esta decisión es difícil podemos estar seguros que tomarla también es una gracia y hay que pedírsela al Espíritu Santo, para que nos dé una capacidad de respuesta cabal. Si uno no afronta la decisión, estaríamos boicoteando el plan de Dios. No hay que temer, hay que Amar y con mayúscula. En la medida que uno está seguro de la decisión tomada, los avatares propios que uno tenga que atravesar, no deberían torcer el camino ni llevarnos a preguntar a cada rato si es esta mi vocación o no. Seguir la vocación no implica ausencia de conflictos ya que los problemas, los dolores y sufrimientos son connaturales a todo hombre, siga o no la vocación a la que fue llamado. Ej: si un joven fue llamado a la vida sacerdotal pero se negó y en cambio, se enamoró de una joven y se casó, no por eso se va a ahorrar problemas o sufrimientos. Los va tener igual y durante toda su vida. Misterios del amor de Dios que no obliga a nadie a seguirlo…
6. Acción: La decisión debe concretizar en la acción e inmediatamente. No se puede “esperar” ya que la única manera de ser fiel al Señor es en lo cotidiano. Y si he reconocido el llamado de Dios, tengo que arbitrar todos los medios para comenzar a transitar mi camino ya. Decidirse por Cristo no implica ausencia de cruces sino todo lo contrario, pero son las cruces con Jesús. Las dificultades vendrán, como a todos los seres humanos del mundo, pero en esos momentos hay que perseverar y no dejarse vencer jamás.
7. Dirección espiritual: es fundamental para que te ayude a discernir si hay verdadero llamado de Dios o es algo subjetivo. Te dejará sólo ante Dios para que libremente decidas tu vida. Su oración y sacrificio por vos alcanzarán del E.S. la luz para que descubras tu vocación y la fuerza para seguirla. Es un hecho que en el discernimiento de la voluntad de Dios sobre vos no podés prescindir de la mediación de la Iglesia.
_______________________________________________________________________________________________________

II). ¿Cuáles son los 3 elementos necesarios para que fructifique una vocación?
Los tres elementos necesarios para que fructifique una vocación son:
a) Llamado de Dios. Verificar si existe un verdadero llamado de Dios
b) Idoneidad de la candidata. Verificar si existen cualidades humanas, morales, psicológicas y espirituales. Si no cumple con alguna de estas, no hay que dudar en aconsejarla a la candidata un apostolado seglar.
c) Respuesta generosa y libre: si bien es necesario que la candidata descubra su posible vocación, hay que ayudar a crear la capacidad de respuesta si el llamado está. De lo contrario puede quedar solamente en la observancia pero no da el paso decisivo.
_______________________________________________________________________________________________________

III) Busca en la Biblia algunos textos que fundamenten estos criterios para discernir las vocaciones.
(I S 3,10)- (Lc 9, 57)- (Jr 1,7)- (Lc 1,38) – (Hech 9, 1-6)
GraLC
 
Mensajes: 16
Registrado: Dom Oct 04, 2009 8:47 pm

Re: 8: Siete pasos para discernir las vocaciones. Criterios para

Notapor Rosa-Ma-Ngrt » Mar Dic 21, 2010 5:41 pm

1. Explica brevemente los siete pasos para discernir las vocaciones.
1) Oración: El dialogar con el Señor, ponerse en Su Presencia, escuchar su Palabra no solo con el corazón y desde el corazón y con la absoluta certeza de ser escuchado en la confianza y seguridad de Su amor, solo así se dará la respuesta a las inquietudes sobre el camino a seguir para encontrar lo que Dios quiere de la propia vida, solo en la Oración.
2) Percepción: Solo en el silencio interior y en lo que te rodea, haciendo a un lado todo lo que impida esta escucha, atento a descubrir lo que Dios quiere de ti. Analizar los deseos, inquietudes, proyectos,inclinaciones. Escuchar los diversos pareceres que se tienen de las propias decisiones. ¿Qué quiere decir Dios a através de ellos? Dios tiene sus mediaciones. Fijarse en las personas, en sus sufrimientos, Dios tiene algo que decir. Analizar la propia vida, acontecimientos y personas que han marcado la propia historia. Proyectarse hacia el futuro, también hacia la posibilidad de entregar la propia vida al Señor consagrándola a El o hacia otra meta. Aprendiendo a escuchar, a mirar y estar atento, se podrán descubrir los signos de la llamada de Dios.
3) Información: Son muchos los caminos a elegir para consagrar la vida al Señor, se necesita saber dónde quiere El se4 servido.
Hay diversas vocaciones, es necesario conocer su espiritualidad, su carisma, su misión, estilo de vida. Los destinatarios de su misión y apostolado, sus actividades.
4) Reflexión: Es muy importante reflexionar sobre la propia vocación, es para toda la vida, no se deben tomar decisiones solo por el gusto, la emoción. Dios pide comprometerse responsablementae en el discernimiento de Su voluntad y con Su ayuda se podrá responder.
5) Decisión: Después de todo un proceso de preparación, discernimiento y mucha oración se debe dar el paso, decidirse, de otro modo solo se pierde el tiempo, se dejan pasar las oportunidades y no se logrará la meta. Sí pueden surgir dudas, sin embargo la ayuda de Dios nunca faltará y por otro lado se tiene la certeza del compromiso de la propia decisión.
6) Acción: Si ya se tomó la decisión, se tiene que concretizar en la acción y realizarla con todos los medios al alcance y ser fiel cada día, siendo coherente con la decisión tomada. Solo así se realiza el proyecto de Dios en la propia vida.
7) Dirección Espiritual: La respuesta al llamado de Dios es personal, sin embargo la necesidad de un director espiritual es indispensable. Esta valiosa ayuda fortalece la decisión tomada para acompañar el camino de discernimiento y orienta también hacia el plan que Dios tiene para cada uno. Es necesaria una actitud de sinceridad y humildad para buscar la voluntad de Dios.

2. ¿Cuáles son los tres elementos necesarios para que fructifique una vocación?
1) El llamado de Dios. Criterios de discernimiento.
. Dios llama a través de mediaciones.
. Preparación para la escucha.
2) Idoneidad de la candidata.
3) Respuesta generosa yñ libre.

3.- Algunos textos que fundamenten estos criterios.
1) "El Señor me llamó y me hizo dejar el rebaño, diciendo: "Ve a profetizar " (Am. 7, 15)
2) "Como el Padre me envió, así loslenvío Yo a usstedes" (Jn 20, 21)
3) "He servido al Señor conn toda humnildad ahora voy... (Hch 20, 19-24)
Rosa-Ma-Ngrt
 
Mensajes: 8
Registrado: Lun Oct 11, 2010 11:47 am

Re: 8: Siete pasos para discernir las vocaciones. Criterios para

Notapor armelio parga lira » Mar Dic 28, 2010 9:20 pm

1. Explica brevemente los 7 pasos para discernir las vocaciones. Estos 7 pasos son aplicables a la elección de cualquier estado de vida.
1. ORACIÓN.- Para descubrir tu vocación, lo primero que debes hacer es dialogar con Dios: orar. Sólo mediante la oración podrás encontrar lo que Dios quiere de ti. En la oración, el Espíritu Santo afina tu oído para que puedas escuchar: "Habla, que tu siervo escucha" (I S 3,10). Sólo en el diálogo con Jesús podrás oír su voz que te llama: "ven y sígueme"(Lc 18,22); o bien, escucharás que te dice: "vuelve a tu casa y refiere lo que Dios ha hecho por ti" (Lc. 8,38).
2. PERCEPCIÓN.- Para descubrir lo que Dios quiere de ti, tienes que aprender a escuchar, estar atento, experimentar. Para esto, necesitas saber hacer silencio en torno a ti y en tu interior. El ruido te impedirá percibir. Está atento a todo, a tus deseos, a tus miedos, a tus inquietudes, a tus proyectos. Escucha a todos: a los que aprueban tu inquietud, a los que la critican. Dios se vale de diversos intermediarios para hacerte oír su voz. Escúchate a ti mismo: ¿A qué se inclina tu corazón? ¿Qué es lo que anhelas? Aprende a mirar a los hombres que te rodean, ¿qué te está diciendo Dios a través de su pobreza, de su ignorancia, de su dolor, de su esperanza, de su necesidad de Dios...? Escucha al Padre que, a través de la historia concreta de los hombres, te revela manera como quiere que colabores en la instauración del Reino. Solo si aprendes a escuchar, a mirar y a estar atento, podrás descubrir los signos de la llamada de Dios.
3. INFORMACIÓN.- Para descubrir el lugar en que Dios quiere que estés, es necesario que conozcas las diversas vocaciones. Debes saber cuál es la espiritualidad que viven los sacerdotes diocesanos o las diferentes congregaciones, y que veas por cuál de ellas te sientes atraído. También tienes que conocer cuál es su estilo de vida, es decir, la manera como viven en la práctica: No es lo mismo una congregación contemplativa, que una de vida apostólica. Asimismo, debes tener un conocimiento de su misión en la Iglesia, y por medio de cuales actividades apostólicas pretenden realizarla: misiones, enseñanza, hospitales, dirección espiritual, promoción vocacional, predicación de ejercicios, medios de comunicación, etc.
Los caminos para realizar la vocación consagrada son múltiples. No es suficiente querer entregar tu vida a Dios y desear dedicarte al servicio de tus hermanos. Es necesario saber dónde quiere Dios que tú lo sirvas. Tal vez quiere que lo sirvas como sacerdote diocesano, o como miembro de una congregación religiosa, etc.
Debes saber también quienes son los principales destinatarios de su apostolado: jóvenes, sacerdotes, pobres, enfermos, niños, religiosos, etc.
4. REFLEXIÓN.- La vocación es una empresa demasiado grande; ¡y es para toda la vida! Por eso, no te puedes lanzar a ella sin antes haber reflexionado seriamente, y con la debida calma, sobre ti y sobre la vocación que pretendes seguir.
Debes reflexionar sobre cuáles son tus capacidades y limitaciones; serás capaz de ser fiel a los compromisos que implica la vocación; en qué signos concretos te basas para pensar que Dios te llama; que es lo que más temes de la vocación; cuáles son las razones en favor y en contra que tienes para emprender ese camino; qué es lo que te atrae de ese estado de vida, y qué es lo que te gusta de él. Dios te pide que te comprometas responsablemente en el discernimiento de su voluntad. El quiere que tú pongas en juego tu inteligencia y tu capacidad de reflexión y juicio para que puedas encontrar tu vocación. El te da la luz de su Espíritu Santo para que descubras qué es lo que quiere de ti.
5. DECISIÓN.- Una vez que vayas descubriendo qué es lo que Dios quiere de ti, no te queda sino dar el paso, decir "sí", decidirte a seguir a Jesús. Tomar tal decisión es difícil. Ante la opción sentirás todos tus miedos, incertidumbres y limitaciones: "¡Ay, Señor mío! Mira que no sé hablar, que soy un muchacho" (Jr 1,7). Y sin embargo, a pesar de todas tus limitaciones, o mejor, con todas ellas, has de responder al Señor, como Isaías: "Aquí estoy, envíame" (Is 6,8); debes decidirte como María: "Aquí está la esclava del Señor, cúmplase en mí lo que has dicho" (Lc 1,38).
Llegar a tomar una decisión con la cual comprometerás toda tu vida, no sólo es difícil; es una gracia. Debes pedirle al Espíritu Santo esa capacidad de respuesta.
No afrontar la decisión equivale a dejar correr tu vida, desperdiciarla. Para iniciar el camino de la vocación; te debe bastar tener la certeza moral en su llamado.
6. ACCIÓN.-Una vez decidido, ¡lánzate! No te dejes vencer por el miedo; lánzate con miedo.
La decisión se debe concretizar en la acción. Debes poner todos los medios que estén a tu alcance para realizar lo que has decidido. No cedas a la tentación de diferir el ingreso: "Te seguiré, Señor. Pero déjame primero... " (Lc 9, 59-61).
7. DIRECCIÓN ESPIRITUAL.- Si bien es cierto que la vocación es una llamada que Dios te hace, y que nadie puede escucharla por ti ni responder a ella en tu lugar también es cierto que tienes necesidad de un director espiritual que te acompañe en tu camino de discernimiento vocacional y confirme la autenticidad de tu llamado. En realidad, la dirección espiritual es un recurso que debe estar presente en cada uno de los pasos anteriores. El director espiritual te motivará a orar y estar abierto a percibir los signos de la voluntad de Dios; te indicará donde obtener la información y te ayudará a reflexionar. Te dejará sólo ante Dios para que libremente decidas tu vida. Te ayudará a que te prepares convenientemente para ingresar en la institución formativa. Su oración y sacrificio por ti te alcanzarán del Espíritu Santo la luz para que descubras tu vocación y la fuerza para seguirla. Acudir al director espiritual es un acto de humildad; es aceptar que no tienes el monopolio de la voluntad de Dios sobre ti; es aceptar la mediación de un hombre de Dios, representante de la Iglesia, para descubrir el plan que Dios tiene para ti. Dios quiera revelarte su proyecto sobre ti. Es El, el más interesado en que tú descubras y realices tu vocación.
2. ¿Cuáles son los 3 elementos necesarios para que fructifique una vocación? Los tres elementos necesarios para que fructifique una vocación son: el llamado de Dios, la idoneidad de la candidata y la respuesta generosa y libre.
3. Busca en la Biblia algunos textos que fundamenten estos criterios para discernir las vocaciones.
"¿Qué debo hacer, Señor?" (Hch 22,10).
"Pero había en mi corazón algo así como fuego ardiente, prendido en mis huesos y aunque yo hacía esfuerzos por ahogarlo, no podía" (Jr 20,9).
"Observad cómo es el país y sus habitantes, si son fuertes o débiles, escasos o numerosos; cómo es la tierra, buena o mala; cómo son las ciudades que habitan, de tiendas o amuralladas; cómo es la tierra, fértil o estéril, con vegetación o sin ella" (Nm. 13, 18-20).
"¿Quién de ustedes, queriendo edificar una torre, no se sienta primero a calcularlos gastos y ver si tiene para acabarla? No sea que, habiendo puesto los cimientos y no pudiendo terminar, todos los que lo vean se pongan a burlarse de él, diciendo:" Este comenzó a edificar y no pudo terminar " (Lc 14, 28-30).
"Te seguiré vayas donde vayas" (Lc 9, 57).
Jesús los llamó. Inmediatamente dejaron la barca y a su Padre lo siguieron (Mt 4, 21-22).
"Levántate y vete a Damasco, allí se te dirá todo lo que está establecido que hagas" (Hch 22,10).
armelio parga lira
 
Mensajes: 21
Registrado: Mié Jul 22, 2009 9:35 am

Re: 8: Siete pasos para discernir las vocaciones. Criterios para

Notapor lgprado21 » Mar Ene 18, 2011 12:31 pm

1. Explica brevemente los 7 pasos para discernir las vocaciones
1. La oración: Este es un elemento importantísimo porque en este diálogo con Dios se podrá saber si sé es llamada o no, se descubre la voluntad de Dios en este contacto íntimo con él. Señor habla que tu siervo escuha 1 S3,10.

2. La percepción: Es descubrir por donde te lleva Dios, donde te sientes a gusto, haciendo que y como. Es estar atento a las diferentes vivencias y experiencias que se va viviendo para descubrir esta llamada.

3. Información: Cada joven debe ir descubriendo a donde le llamada Dios, debe estar abierto a conocer el carisma, el servicio, los fundadores, etc. Para tomar luego una decisión.

4. Reflexión: Como la vocación es algo muy grande y es para toda la vida, una cosa importante que hay que hacer es reflexionar, es darte tiempo de escucha y búsqueda por medio de una reflexión seria y profunda.

5. Decisión: Una vez que hayas hecho el camino de discernimiento, porque el ser llamada es una gracia que viene de Dios, pero que se necesita la decisión personal.

6. Acción: Una vez decidido se tiene que concretar en la acción, lo cual quiere decir vencer los miedos y seguir adelante, incluso aunque se presente dificultades hay que perseverar y ser coherentes con el seguimiento. En esta acción no se esta sola, sino esta la fuente de vida, la fuerza del Espíritu Santo y María la fiel discípula de Jesús.

7. Dirección espiritual: Es un recurso, que esta presente en uno de los pasos anteriores. El director espiritual acompañará en este proceso discernimiento. El director espiritual motivará a la práctica de la oración, a la lectura de la Palabra de Dios


2. ¿Cuáles son los 3 elementos necesarios para que fructifique una vocación?

Los tres elementos, son:
1. Llamada de Dios: discernir sobre esta llamada de Dios, por lo tanto debe formarse para escuchar a ese Otro.

2. Cualidades para la vida religiosa en general: las candidatas deben tener cualidades humanas, buena salud, una inteligencia normal y virtudes humanas, como ser: voluntad, conciencia recta, generosidad disciplina, prudencia, etc.

3. Preparar y acompañar para una respuesta generosa y libre: A la joven o jóvenes hay que prepararlas para que den una respuesta a la llamada de Dios, para esto debe fortalecer las virtudes humanas, para que luego asuman responsabilidades que le ayuden a tomar decisiones firmes y seguras. Importante el acompañamiento espiritual.


3. Busca en la Biblia algunos textos que fundamenten estos criterios para discernir la vocaciones.
En la Biblia podemos escoger muchas citas bíblicas, señalaré algunas:
- Ex. 3, 1 – 7
- 1Sam. 3, 1 – 10
- Jer. 1, 4 – 10
- Ezequiel 2, 1 – 3
- Mt. 4, 18 – 22
- Mt. 9, 9 – 12
- Lc. 9, 57 – 62
lgprado21
 
Mensajes: 23
Registrado: Mié Ene 27, 2010 8:41 pm

Anterior

Volver a Curso: Promoción vocacional

¿Quién está conectado?

Usuarios registrados: Bing [Bot], tolikkk

Reportar anuncio inapropiado |
Reportar anuncio inapropiado |