2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Aula virtual para comentar y discutir los temas semanales del Diplomado de Formación en Liturgia. Todos los miembros de la Iglesia debemos de tener una participación más consciente y fructuosa en la liturgia para lograr una vida cristiana más plena.

Moderadores: Catholic.net, gache, Margarita Gonzalez, MLM, Moderadores Animadores

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor Clara52 » Vie Ene 15, 2016 6:42 pm

1. ¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Porque será un encuentro tranquilo, profundo, sereno y cercano. Si queremos que se produzca un verdadero encuentro con el amigo siempre fiel, que es Jesús, Nuestro Señor, debemos aquietarnos para poder expresar de una manera sincera nuestros sentimientos, preocupaciones y alegrías. En ese silencio con el Señor podemos escucharlo, sentirlo y aprender a conocernos en nuestro interior, y reponer las fuerzas y energías espirituales.
Para realizar las grandes tareas los artistas, científicos y de muchas áreas del conocimiento buscan el silencio para abordar sus obras. También nosotros necesitamos el silencio para escuchar y encontrarnos con Dios.

2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
Podemos experimentar el sufrimiento de todas aquellas personas que no vienen, visitan, ni aman al Señor. De todos aquellos que reciben al Señor en la Eucaristía de manera inadecuada Y el mayor dolor lo podemos experimentar en la profanación de todos aquellos que abrieron y pisotearon las Hostias Consagradas. También el dolor que le producimos a Nuestro Señor cuando no estamos de manera adecuada en su presencia, cuando criticamos a nuestros compañeros de apostolado y no hacemos la corrección fraterna, etc. Para todo ello debemos acudir al Sagrario y hacerle compañía todas las veces que nos sea posible, sufrir con Él todos estos desamores, en silencio, si es posible arrodillados adorándolo, hasta que el amor de Dios nos invada y la paz llene todos los espacios de nuestra alma. Recordemos a Job, que después de todas las luchas ya no formula pregunta, sino que queda en silencio, dobla las rodillas, se postra y adora

3. ¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
María nuestra madre es “Nuestra Señora del Santísimo Sacramento” porque ella dio el “Si” para que viniera a todos nosotros. El vientre de María fue el primer Sagrario, albergó a Nuestro Señor. En la Visitiación a su prima Santa Isabel el Hijo de Dios invisible a los ojos de los hombres irradia su luz a través de María. Pocas cosas dicen en los evangelios que dijo María, podemos intuir su presencia y silencio y siempre dispuesta a ofrecer y dar a su Hijo a cada uno de nosotros.

4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
En la Eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir y nos da su fuerza espiritual para afrontar cualquier adversidad. Al comulgar con frecuencia tendremos la fuerza que tuvo el Señor para la salvación del mundo. La Eucaristía nos dará la fuerza para defender nuestra fe, para dar testimonio de ella con nuestra vida si es preciso.
Clara52
 
Mensajes: 31
Registrado: Jue Ene 10, 2013 1:18 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor jonasjl » Sab Ene 16, 2016 9:03 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
El encuentro con Dios se da en el silencio del alma, jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación.
El mayor milagro se realiza en el silencio de la eucaristía. Las más íntimas amistades se fraguan en el silencio de la eucaristía. Las más duras batallas se vencen en el silencio de la eucaristía, frente al Sagrario. La lectura de la Palabra que se tiene en la misa debe hacerse en el silencio del alma, si es que queremos oír y entender. El momento de la Consagración tiene que ser un momento fuerte de silencio contemplativo y de adoración. Cuando recibimos en la Comunión a Jesús ¡qué silencio deberíamos hacer en el alma para unirnos a Él! Nadie debería romper ese silencio.
Las decisiones más importantes se han tomado al pie del silencio, junto a Cristo eucaristía.

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
Inclinando el corazón, acallando la mente; participando con Cristo en la Redencion, sufriendo de alguna manera con él, por él , para él.

¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
La Sagrada Eucaristía es el Pan que viene de Nuestra Madre Celestial. Es pan producido por María de la harina de Su carne inmaculada, amasado con Su leche virginal. San Agustín escribió: "Jesús tomó Su Carne de la carne de María."
Sabemos también que unido a la Divididad en la Eucaristía, está el Cuerpo y la Sangre de Jesús, tomados del cuerpo y sangre de la Virgen Santa. Por consiguiente, en toda Comunión que recibimos, sería muy correcto y algo muy hermoso, que tuviéramos conciencia de la presencia dulce y misteriosa de Nuestra Santa Madre, unida inseparablemente con Jesús en la Hostia. Jesús es siempre el Hijo que Ella adora. El es Carne de Su carne y Sangre de Su sangre. Como dice Santo Tomas Aquino, la Carne de Jesús es la carne maternal de María; la Sangre de Jesús es la sangre maternal de María. Así pues, no será nunca posible el separar a Jesús de María.
Por esta razón, en toda Santa Misa que se celebra, la Virgen Santa puede en verdad repetir a Jesús, en la Hostia y en el Caliz: "Tú eres mi hijo, Yo te he engendrado este día" (Sal. 2:7). Y San Agustín nos enseña con justicia que en la Eucaristía "María extiende y perpetúa Su Maternidad Divina", mientras que San Alberto el Grande exhorta con amor: "Alma mía, si quieres experimentar intimacía con María, déjate llevar entre Sus brazos y nutrirte con Su sangre" ... Vayan con este pensamiento inefable y casto al banquete de Dios, y encontrarán en la Sangre del Hijo la nutrición de la Madre.


¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
jonasjl
 
Mensajes: 18
Registrado: Mié Jul 22, 2009 9:35 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor Jannette Mendiola » Lun Ene 18, 2016 11:28 am

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es importante para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
Manejamos el sufrimiento de cara a la Eucaristía doblando las rodillas, inclinando el corazón, callando la mente ante enigmas que nos sobrepasan, entones las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.

¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
Porque vivió y unió la soledad junto a su hijo, al perderle en el templo y después en la cruz, en la pasión y muerte de su hijo al saber que la mayoría ni los apóstoles habían captado la necesidad de la muerte de su hijo y la soledad espiritual que vivió su hijo también la vivió ella.

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?

Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo
Jannette Mendiola
 
Mensajes: 13
Registrado: Lun Oct 05, 2015 6:07 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor lucy huerta » Lun Ene 18, 2016 5:17 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Porque jamás podremos escuchar la voz de Dios dentro de nosotros si siempre estamos en medio de una gran agitación.
¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
Sufrir con amor como Jesús
¿Por qué podemos llamar a María "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
Porque ella es muy cercana a Dios y ella comprendió lo que muchos no comprendemos el verdadero significado de su entrega.
¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa.
lucy huerta
 
Mensajes: 37
Registrado: Mar Sep 17, 2013 2:32 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor cabacort » Mar Ene 19, 2016 6:24 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
El silencio es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
El sufrimiento físico que se pueda eliminar, no está mal asimilarlo, aceptarlo y asumirlo para participar con Cristo en la redención. "Sufro en mi carne lo que falta a los sufrimientos de Cristo por su cuerpo, que es la Iglesia”. Como Job, que después de todas las luchas, ya no formula preguntas, ni defiende su inocencia, sino que queda en silencio, dobla las rodillas y se postra en el suelo hasta tocar su frente con el polvo, y adora: "Sé que eres poderoso, he hablado como un hombre ignorante. Por eso retracto mis palabras, me arrepiento en el polvo y la ceniza” (Job 42, 1-6).

Está claro: adorando, todo se entiende. Cuando las rodillas se doblan, el corazón se inclina, la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente, entonces las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.

¿Por qué podemos llamar a Maria “Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
María, al igual que Jesús se sintió y sufrió de soledad: Jesús en su vida terrena sufrió esta soledad en Getsemaní y en el Calvario. María experimentó la soledad física al perder a su Hijo en el templo, y después en la Cruz.
Sin embargo, dichas soledades estuvieron llenas de Dios, porque se vivieron con amor y confianza. Dios es nuestra compañía segura; con serenidad. No tiene que ser soledad angustiosa, turbada, sino serena.
Así María se convierte en Nuestra señora del Santísimo Sacramento, pues ella está unida al amor de Cristo, a su entrega, a su sacrificio en la cruz, a su donación, entrega y obediencia total a Dios Padre.

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
cabacort
 
Mensajes: 175
Registrado: Vie Jun 14, 2013 5:02 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor yamilet jaramillo » Mar Ene 19, 2016 6:41 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios.

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?


Con paciencia y en silencio, unir nuestro sufrimiento al de Jesús, puesto que él ha sido, es y será el varón de los dolores: rechazado, perseguido, incomprendido, criticado, atacado.

¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
María ofrece, da, recibe y lleva a su Hijo en silencio.El silencio de la Virgen no es un silencio de tartamudez e impotencia, sino de luz y fortaleza.

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
yamilet jaramillo
 
Mensajes: 17
Registrado: Mié Jul 22, 2009 9:35 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor maribel1974 » Mar Ene 19, 2016 10:22 pm

1.- Porque es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios? RTA//Es condicion indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios, jamas lo escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabreria, dispersion agitacion, el encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

2.- Como debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristia? RTA// el problema esta en sufrir sin sentido. Esta la actitud de quienes lo quieren eliminar.De hecho la medicina busca este objetivo. debemos asimilarlo para participar con Cristo en la redencion.

3.- Porque podemos llamar a Maria nuestra señora del santisimo sacramento? RTA// Maria fue el primer sagrario en el que Cristo puso su morada, recibiendo de su madre la primera adoracion como hijo de Dios. Maria llevo toda su vida una vida Eucaristizada, es decir vivia en continua accion de gracias a Dios.

4.- Porque la Eucaristia da fuerza para el martirio? RTA// porque en la Eucaristia recibimos el cuerpo y la sangre de cristo que murio martir, y que nos lleva de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situacion adversa.
maribel1974
 
Mensajes: 15
Registrado: Dom Oct 04, 2015 8:11 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor CAR2013 » Mié Ene 20, 2016 2:59 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?

Porque en el silencio tenemos una mayor unión íntima y personal con Él., es indispensable para escuchar y tener un verdadero encuentro, Las decisiones más importantes se han tomado al pie del silencio, junto a Cristo eucaristía.
¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?

Jesús ha sido, es y será el varón de los dolores: y nunca sabremos lo que sufrió y sigue sufriendo por nosotros pero en nuestro poco entendimiento y limitaciones lo que cada uno de nosotros sufrimos por muy grande que sea (para nosotros) aceptarlo con amor y alegría y unirlo a los sufrimientos de Él para que sea más llevadero.
¿Por qué podemos llamar a María "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?

La relación de María con la Eucaristía se puede delinear indirectamente a partir de su actitud interior. María es Mujer «eucarística» con toda su vida. La Iglesia, tomando a María como modelo, ha de imitarla también en su relación con este Santísimo Misterio.
María ofrece, da, recibe y lleva a su Hijo en silencio. Tanta fuerza e impresión secreta ejerce el silencio de Jesús en el espíritu y corazón de la Virgen que la tiene poderosamente y divinamente ocupada y arrebatada en silencio

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. . Quien comulga con frecuencia, con más conciencia, fervor y alma pura tendrá la Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo
CAR2013
 
Mensajes: 17
Registrado: Jue Feb 28, 2013 1:08 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor cristian2631 » Jue Ene 21, 2016 9:40 am

1. ¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es muy útil para reponer fuerzas, energías espirituales, calmarse, para encontrarnos con nosotros mismos, para conocernos mejor, más profundamente.
Es lo que llamamos el silencio creador, fecundo, productivo.
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.
Las grandes decisiones en la vida nacieron de momentos de silencio.
Necesitamos del silencio para una mayor unificación personal. La mucha distracción produce desintegración y ésta acaba por engendrar desasosiego, tristeza, angustia.

2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
El problema está en sufrir sin sentido. Y es este sufrimiento sin sentido el que escuece y levanta las rebeldías, a veces hasta las alturas de la exageración. Y hay quienes se cierran a cal y canto, y reaccionan ciegamente en medio de un resentimiento total y estéril en que acaban por quemarse por completo.
 ¿Qué hacemos con el dolor? 
Está la actitud de quienes lo quieren eliminar. De hecho, la medicina busca este objetivo. El sufrimiento físico que se pueda eliminar, no está mal.
 Asimilarlo. Para participar con Cristo en la redención. "Sufro en mi carne lo que falta a los sufrimientos de Cristo por su cuerpo, que es la Iglesia”. Como Job, que después de todas las luchas, ya no formula preguntas, ni defiende su inocencia, sino que queda en silencio, dobla las rodillas y se postra en el suelo hasta tocar su frente con el polvo, y adora: "Sé que eres poderoso, he hablado como un hombre ignorante. Por eso retracto mis palabras, me arrepiento en el polvo y la ceniza” (Job 42, 1-6).
Está claro: adorando, todo se entiende. Cuando las rodillas se doblan, el corazón se inclina, la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente, entonces las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.

3. ¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
La misa acaba con este imperativo latino: "ite, missa est”. Es una invitación al apostolado. Missus quiere decir "enviado”. El apostolado debe ser el fruto de la eucaristía, el fruto de la liturgia. Es como si se dijera: "id, sois enviados, vuestra misión comienza”.
El apostolado debe brotar de la misa y a ella debe retornar. Es decir, debemos salir de cada eucaristía con ansias de proclamar lo que hemos visto, oído, sentido, experimentado, para que quienes nos vean y escuchen estén en comunión con nosotros y ellos se acerquen a la eucaristía. Y al mismo tiempo debemos volver después a la eucaristía para hablar a Dios, traer aquí todas las alegrías y gozos, angustias, problemas y preocupaciones de todas aquellas gentes que hemos misionado.
Todos sabemos que el fin último del apostolado es la glorificación de Dios y la santificación de los hombres. Este fin es el mismo que el fin de la liturgia y de la eucaristía o misa, que es el sol y el corazón de la liturgia.
Si esto es así, la misa nunca termina, sino que se prolonga ininterrumpidamente. El apostolado hace que la misa se prolongue. Porque en todas partes, durante las 24 horas del día se está celebrando una misa. Ese Sol de la eucaristía nunca experimenta el ocaso. Ese Corazón de la eucaristía nunca duerme, siempre está vigilando y palpita de amor por todos nosotros.
María es la primera en el apostolado de Jesús.
Preguntemos a María si el silencio es importante. El silencio de la Virgen no es un silencio de tartamudez e impotencia, sino de luz y arrobo...Todos hablan en la infancia de Jesús: los ángeles, los pastores, los magos, los reyes, Simeón, Ana la Profetisa...pero María permanece en su reposo y sagrado silencio. María ofrece, da, recibe y lleva a su Hijo en silencio. Tanta fuerza e impresión secreta ejerce el silencio de Jesús en el espíritu y corazón de la Virgen que la tiene poderosamente y divinamente ocupada y arrebatada en silencio.

4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
Si hoy claudican tantos cristianos, si hay tanto miedo en demostrar que somos cristianos, si hay tanto cálculo, miramiento, cobardía en la defensa de la propia fe, si hoy se pierde con relativa facilidad la propia fe y se duda de ella o se pasa a sectas, ¿no será porque nos falta recibir con más conciencia, fervor y alma pura la eucaristía?
El efecto número uno de la eucaristía es la capacidad de sufrir cualquier cosa por Cristo.[/quote]
cristian2631
 
Mensajes: 251
Registrado: Mar Oct 20, 2015 11:22 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor cristian2631 » Jue Ene 21, 2016 9:41 am

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?

Porque en el silencio tenemos una mayor unión íntima y personal con Él., es indispensable para escuchar y tener un verdadero encuentro, Las decisiones más importantes se han tomado al pie del silencio, junto a Cristo eucaristía.
¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?

Jesús ha sido, es y será el varón de los dolores: y nunca sabremos lo que sufrió y sigue sufriendo por nosotros pero en nuestro poco entendimiento y limitaciones lo que cada uno de nosotros sufrimos por muy grande que sea (para nosotros) aceptarlo con amor y alegría y unirlo a los sufrimientos de Él para que sea más llevadero.
¿Por qué podemos llamar a María "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?

La relación de María con la Eucaristía se puede delinear indirectamente a partir de su actitud interior. María es Mujer «eucarística» con toda su vida. La Iglesia, tomando a María como modelo, ha de imitarla también en su relación con este Santísimo Misterio.
María ofrece, da, recibe y lleva a su Hijo en silencio. Tanta fuerza e impresión secreta ejerce el silencio de Jesús en el espíritu y corazón de la Virgen que la tiene poderosamente y divinamente ocupada y arrebatada en silencio

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. . Quien comulga con frecuencia, con más conciencia, fervor y alma pura tendrá la Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo[/quote]
cristian2631
 
Mensajes: 251
Registrado: Mar Oct 20, 2015 11:22 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor jmtbelmonte_vb » Dom Ene 24, 2016 5:44 am

1.¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?:
Porque no le encontraremos ni le escucharemos en la algarabía, en la diversión, en el ruido o en la agitación, sólo en el silencio del alma.
2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
El sufrir sin sentido nos lleva a la rebeldía y al resentimiento. El sufrimiento que se origina por el dolor físico que se puede eliminar, no está mal. Nuestro sufrimiento debemos unirlo al de Jesucristo para participar con Él en la redención.
3. ¿Por qué podemos llamar a María “Nuestra señora del Santísimo Sacramento?:
Porque es la madre de Jesús, que padeció y murió por nosotros, subió a los cielos y se quedó con nosotros sacramentalmente bajo las especies de pan y de vino.
4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?:
Porque con ella recibimos a Jesucristo dándonos fuerza y capacidad para afrontar cualquier situación adversa y sufrir cualquier cosa por Cristo.-
jmtbelmonte_vb
 
Mensajes: 18
Registrado: Jue Oct 08, 2015 5:47 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor eduardo494 » Lun Ene 25, 2016 10:28 am

1 El Silencio gesta la comunión más entrañable: el diálogo entre Padre, Hijo y Espíritu Santo.
Es la capacidad interior de saber estar reposado, calmado, controlando y encauzando los sentidos internos y externos.
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios.
2 Cristo desde la eucaristía también sufre el abandono de muchos que no vienen, que no lo visitan, que no lo reciben en la comunión. Sufre profanación, distracción, burlas.
3 Podemos llamar a María “ Nuestra Señora del Santísimo Sacramento” porque ella siempre experimento los sentimientos de Jesús porque siempre estuvo a su lado.-
4 La Eucaristía da fuerzas para el martirio porque ya para los primeros cristianos la eucaristía estaba unida a la capacidad de martirio les daba fuerzas para soportar todo dolor y sufrimiento.-
Además porque en la eucaristía recibimos el cuerpo y a Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa.-
eduardo494
 
Mensajes: 27
Registrado: Lun Oct 12, 2015 7:52 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor cristian2631 » Mar Ene 26, 2016 11:00 am

1. ¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es muy útil para reponer fuerzas, energías espirituales, calmarse, para encontrarnos con nosotros mismos, para conocernos mejor, más profundamente.
Es lo que llamamos el silencio creador, fecundo, productivo.
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.
Las grandes decisiones en la vida nacieron de momentos de silencio.
Necesitamos del silencio para una mayor unificación personal. La mucha distracción produce desintegración y ésta acaba por engendrar desasosiego, tristeza, angustia.

2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
El problema está en sufrir sin sentido. Y es este sufrimiento sin sentido el que escuece y levanta las rebeldías, a veces hasta las alturas de la exageración. Y hay quienes se cierran a cal y canto, y reaccionan ciegamente en medio de un resentimiento total y estéril en que acaban por quemarse por completo.
 ¿Qué hacemos con el dolor? 
Está la actitud de quienes lo quieren eliminar. De hecho, la medicina busca este objetivo. El sufrimiento físico que se pueda eliminar, no está mal.
 Asimilarlo. Para participar con Cristo en la redención. "Sufro en mi carne lo que falta a los sufrimientos de Cristo por su cuerpo, que es la Iglesia”. Como Job, que después de todas las luchas, ya no formula preguntas, ni defiende su inocencia, sino que queda en silencio, dobla las rodillas y se postra en el suelo hasta tocar su frente con el polvo, y adora: "Sé que eres poderoso, he hablado como un hombre ignorante. Por eso retracto mis palabras, me arrepiento en el polvo y la ceniza” (Job 42, 1-6).
Está claro: adorando, todo se entiende. Cuando las rodillas se doblan, el corazón se inclina, la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente, entonces las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.

3. ¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
La misa acaba con este imperativo latino: "ite, missa est”. Es una invitación al apostolado. Missus quiere decir "enviado”. El apostolado debe ser el fruto de la eucaristía, el fruto de la liturgia. Es como si se dijera: "id, sois enviados, vuestra misión comienza”.
El apostolado debe brotar de la misa y a ella debe retornar. Es decir, debemos salir de cada eucaristía con ansias de proclamar lo que hemos visto, oído, sentido, experimentado, para que quienes nos vean y escuchen estén en comunión con nosotros y ellos se acerquen a la eucaristía. Y al mismo tiempo debemos volver después a la eucaristía para hablar a Dios, traer aquí todas las alegrías y gozos, angustias, problemas y preocupaciones de todas aquellas gentes que hemos misionado.
Todos sabemos que el fin último del apostolado es la glorificación de Dios y la santificación de los hombres. Este fin es el mismo que el fin de la liturgia y de la eucaristía o misa, que es el sol y el corazón de la liturgia.
Si esto es así, la misa nunca termina, sino que se prolonga ininterrumpidamente. El apostolado hace que la misa se prolongue. Porque en todas partes, durante las 24 horas del día se está celebrando una misa. Ese Sol de la eucaristía nunca experimenta el ocaso. Ese Corazón de la eucaristía nunca duerme, siempre está vigilando y palpita de amor por todos nosotros.
María es la primera en el apostolado de Jesús.
Preguntemos a María si el silencio es importante. El silencio de la Virgen no es un silencio de tartamudez e impotencia, sino de luz y arrobo...Todos hablan en la infancia de Jesús: los ángeles, los pastores, los magos, los reyes, Simeón, Ana la Profetisa...pero María permanece en su reposo y sagrado silencio. María ofrece, da, recibe y lleva a su Hijo en silencio. Tanta fuerza e impresión secreta ejerce el silencio de Jesús en el espíritu y corazón de la Virgen que la tiene poderosamente y divinamente ocupada y arrebatada en silencio.

4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
Si hoy claudican tantos cristianos, si hay tanto miedo en demostrar que somos cristianos, si hay tanto cálculo, miramiento, cobardía en la defensa de la propia fe, si hoy se pierde con relativa facilidad la propia fe y se duda de ella o se pasa a sectas, ¿no será porque nos falta recibir con más conciencia, fervor y alma pura la eucaristía?
El efecto número uno de la eucaristía es la capacidad de sufrir cualquier cosa por Cristo.[/quote]
cristian2631
 
Mensajes: 251
Registrado: Mar Oct 20, 2015 11:22 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor paraclito07 » Mié Ene 27, 2016 11:20 am

¿Porqué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?

Porque si no hacemos silencio jamás lo escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. Pues el encuentro con Dios se da en el silencio del alma. Es decir vaciarnos de todo para llenarlo con el TODO.

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?

Con total amor y reverencia, consolando, adorando, acompañando y reparando por todo el dolor que sufrió y sigue sufriendo nuestro Señor presente en la Eucaristía. Y siempre ofreciendo nuestros sufrimientos para completar a los de nuestro Señor en la cruz para que dicho sufrimiento tenga propósito.

¿Porqué podemos llamar a María "Nuestra Señora del Santísimo Sacramento?

Por que ella al recibirlo en su ceno, se convirtió en la nueva arca de la alianza, portadora de nuestro Salvador, vaso sagrado continente de nuestro Señor.

¿porqué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?

Porque en la Eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que no llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma sangre de Cristo siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
paraclito07
 
Mensajes: 15
Registrado: Mar Oct 06, 2015 10:21 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor Mahil » Mié Ene 27, 2016 1:05 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
porque de este modo podemos tener un verdadero encuentro del nuestra alma con El

¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
en siliencio,con paciencia, con amor,postrandonos ante Cristo eucacaristia en adoracion reconociendolo como dador de todo bien.

¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
le acompaño en todo momento desde el fiat fiel y perenne, entregandose tambien en oblacion en cada eucaristia, dandonos a El y dandose con El , a nosotros sus hijos.

¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa.
Mahil
 
Mensajes: 20
Registrado: Lun Nov 02, 2015 11:52 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor eduardo15 » Vie Ene 29, 2016 12:59 pm

¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma. Así lo dice santa Teresa de Jesús: "Pues hagamos cuenta que dentro de nosotros está un palacio de grandísima riqueza, todo su edificio de oro y piedras preciosas –en fin, como para tal Señor-, y que sois vos parte de que aqueste edificio sea tal, como a la verdad lo es (que es ansí, que no hay edificio y de tanta hermosura como un alma limjpia y llena de virtudes, y mientras mayores, más resplandecen las piedras), y que en este palacio está este gran Rey y que ha tenido por bien ser vuestro Padre y que está en un trono de grandísimo precio, que es vuestro corazón” (Camino de perfección, 28, 9).
¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
Sufrir en la carne lo que falta a los sufrimientos de Cristo por su cuerpo, que es la Iglesia.
¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
María es Mujer «eucarística» con toda su vida. María ha practicado su fe eucarística antes incluso de que Ésta fuera instituida, por el hecho mismo de haber ofrecido su seno virginal para la encarnación del Verbo de Dios. La Eucaristía, mientras remite a la Pasión y la Resurrección, está al mismo tiempo en continuidad con la Encarnación. María concibió en la Anunciación al Hijo divino, incluso en la realidad física de Su Cuerpo y Su Sangre, anticipando en Sí lo que en cierta medida se realiza sacramentalmente en todo creyente que recibe, en las especies del pan y del vino, el Cuerpo y la Sangre del Señor.
¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
eduardo15
 
Mensajes: 18
Registrado: Lun Nov 30, 2015 10:58 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor Rafael U Zevallos » Vie Ene 29, 2016 3:18 pm

Pregunta #1
Porque el silencio es esa capacidad interior de saber estar reposado, calmado, controlando y encauzando los sentidos internos y externos. Es esa capacidad de callar, de escuchar, de recogerse. Es esa capacidad de cerrar la boca en momentos oportunos, de calmar las olas interiores, de sentirse dueño de sí mismo y no dominado o esclavo de sus alborotos.
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma. Así lo dice santa Teresa de Jesús: “Pues hagamos cuenta que dentro de nosotros está un palacio de grandísima riqueza, todo su edificio de oro y piedras preciosas –en fin, como para tal Señor-, y que sois vos parte de que aqueste edificio sea tal, como a la verdad lo es (que es ansí, que no hay edificio y de tanta hermosura como un alma limjpia y llena de virtudes, y mientras mayores, más resplandecen las piedras), y que en este palacio está este gran Rey y que ha tenido por bien ser vuestro Padre y que está en un trono de grandísimo precio, que es vuestro corazón” (Camino de perfección, 28, 9).
Y san Juan de la Cruz nos susurra al oído: “El alma que le quiere encontrar ha de salir de todas las cosas con la afición y la voluntad, y entrar dentro de sí mismo con sumo recogimiento. Las cosas han de ser para ella como si no existiesen...Dios, pues, está escondido en el alma y ahí le ha de buscar con amor el buen contemplativo, diciendo: ¿A dónde te escondiste?” (Cántico espiritual, 1, 6).

Pregunta #2
Como debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristia.?
Con amor de entrega, respeto y valorando lo que Cristo hizo por nosotros. Como Job, que después de todas las luchas, ya no formula preguntas, ni defiende su inocencia, sino que queda en silencio, dobla las rodillas y se postra en el suelo hasta tocar su frente con el polvo, y adora: “Sé que eres poderoso, he hablado como un hombre ignorante. Por eso retracto mis palabras, me arrepiento en el polvo y la ceniza” (Job 42, 1-6).

Está claro: adorando, todo se entiende. Cuando las rodillas se doblan, el corazón se inclina, la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente, entonces las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.

Pregunta #3
¿Por qué podemos llamar a Maria “Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
Porque Maria como madres de Cristo sufrió y experimento las mismas soledades físicas y psicológicas de su hijo. Soledad física, María también experimentó esta soledad física al perder a su Hijo en el templo, y después en la Cruz. Soledad Psicológica, 

María también experimentó esta soledad psicológica, sobre todo en la pasión y muerte de su Hijo. Se daba cuenta de que la mayoría no había captado como Ella la necesidad de la muerte de Jesús. ¿Dónde están los curados? ¿Dónde están los frutos de la predicación de mi Hijo? ¡Ni siquiera los Apóstoles captaron el sentido de la misión de su Hijo!

Pregunta #4
¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
Si hoy claudican tantos cristianos, si hay tanto miedo en demostrar que somos cristianos, si hay tanto cálculo, miramiento, cobardía en la defensa de la propia fe, si hoy se pierde con relativa facilidad la propia fe y se duda de ella o se pasa a sectas, ¿no será porque nos falta recibir con más conciencia, fervor y alma pura la eucaristía?
El efecto número uno de la eucaristía es la capacidad de sufrir cualquier cosa por Cristo.
Rafael U Zevallos
 
Mensajes: 16
Registrado: Mié Oct 14, 2015 2:12 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor lia calixto arredondo de » Sab Ene 30, 2016 1:42 am

1. ¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?

R. El silencio es esa capacidad interior de saber estar reposado, calmado, controlando y encauzando los sentidos internos y externos. Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?

R. Con paciencia y en silencio. Durante la Eucaristía se pueden sufrir muchas ofensas por lo que debemos mostrar una gran paciencia, esperando que algún día valoremos y respetemos en su justa medida este Sacramento del Altar. También se sufre con amor. Este amor es un amor de entrega, de sacrificio para participar con Cristo en la redención. 



3. ¿Por qué podemos llamar a María "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?

R. Porque María fue el Primer Sagrario en el que Cristo puso su morada, recibiendo de su madre la primera adoración como Hijo de Dios que asume la naturaleza humana para redimir al hombre.

Vivía la fe. Creía profundamente que ese Hijo que crecía en sus entrañas era Dios Encarnado. Y ella le dio ese trozo de carne y su latido humano. Vivía la esperanza; esa esperanza en el Mesías prometido ya estaba por cumplirse y Ella era la portadora de esa esperanza hecha ya realidad. Vivía el amor; un amor hecho entrega a su Hijo. María entregaba su cuerpo a su Hijo y derramaba e infundía su sangre a su Hijo. Si no hay sangre derramada, el amor es incompleto. Sólo con sangre y sacrificio el amor se autentifica, se aquilata.
En la Eucaristía, junto al Corazón de su Hijo, palpita el corazón de la Madre. Por tanto en cada misa experimentamos la presencia de Cristo y de María.
Es una presencia espiritual que sentimos en el alma. Es María quien nos ofrece el Cuerpo de su Hijo, pues en cada misa nace, muere y resucita su Hijo por la salvación de los hombres y la glorificación de su Padre.

4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?

R. El efecto número uno de la Eucaristía es la capacidad de sufrir cualquier cosa por Cristo, y decimos que la Eucaristía nos da fuerzas para el martirio porque recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa.

Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
lia calixto arredondo de
 
Mensajes: 17
Registrado: Mié Jul 22, 2009 9:35 am

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor minegtz » Lun Feb 01, 2016 12:50 am

1.- Porque es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

2.- Adorando, todo se entiende. Cuando las rodillas se dobla, el corazón se inclina la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente.

3.- Porque María también experimentó la soledad física al perder a su Hijo en el templo y después en la cruz.

4.- Porque en la Eucaristía recibimos el cuerpo y la sangre de Cristo, que murió mártir y que nos llena de bravura de fuerza para afrontar cualquier situación adversa.
minegtz
 
Mensajes: 18
Registrado: Mar Oct 06, 2015 5:06 pm

Re: 2.6 La Eucaristía en diversas situaciones de la vida

Notapor jennifer_zayas » Lun Feb 01, 2016 8:11 am

1. ¿Por qué es tan importante el silencio para encontrarnos con Dios?
Es condición indispensable para escuchar y encontrarnos con Dios. Jamás le escucharemos si estamos sumergidos en el oleaje de la palabrería, dispersión, agitación. El encuentro con Dios se da en el silencio del alma.

2. ¿Cómo debemos manejar el sufrimiento de cara a la Eucaristía?
El sufrimiento físico que se pueda eliminar, no está mal asimilarlo. Para participar con Cristo en la redención. "Sufro en mi carne lo que falta a los sufrimientos de Cristo por su cuerpo, que es la Iglesia”. Como Job, que después de todas las luchas, ya no formula preguntas, ni defiende su inocencia, sino que queda en silencio, dobla las rodillas y se postra en el suelo hasta tocar su frente con el polvo, y adora: "Sé que eres poderoso, he hablado como un hombre ignorante. Por eso retracto mis palabras, me arrepiento en el polvo y la ceniza” (Job 42, 1-6). Cuando las rodillas se doblan, el corazón se inclina, la mente se calla ante enigmas que nos sobrepasan definitivamente, entonces las rebeldías se las lleva el viento, las angustias se evaporan y la paz llena todos los espacios de nuestra alma.
Nuestro dolor y sufrimiento podemos ofrecerlo como sacrificio sólo unido al único y verdadero sacrificio del Altar, la Eucaristía.

3. ¿Por qué podemos llamar a Maria "Nuestra señora del Santísimo Sacramento?
María también experimentó esta soledad física al perder a su Hijo en el templo, y después en la Cruz. 

¡No dejemos solo a Jesús en la eucaristía!
Cuántas veces Jesús aquí, en la eucaristía, sufre también esta soledad! Percibe que alguno de nosotros no está de acuerdo con su mensaje, hace lo contrario de lo que Él enseña, en su Evangelio. O están sí, pero fríos, inactivos, inconscientes, distraídos, dispersos. Por lo mismo están en otra cosa. 

Ya en su vida terrena Jesús sufrió esta terrible soledad psicológica. ¡Cuántos de los que lo acompañaban no estaban de acuerdo con Él y discutían: fariseos, saduceos, jefes. O incluso sus mismos apóstoles no lo acompañaban en todo. Tenían otros anhelos y ambiciones muy distintas a los de Jesús. 

María también experimentó esta soledad psicológica, sobre todo en la pasión y muerte de su Hijo. Por tal motivo, a María se le llama "Nuestra señora del Santísimo Sacramento".

4. ¿Por qué la Eucaristía da fuerzas para el martirio?
Para los primeros cristianos la eucaristía estaba unida a la capacidad de martirio. Para tantos cristianos encarcelados y masacrados de todos los tiempos, la eucaristía les daba fuerzas para soportar todo dolor y sufrimiento.
La eucaristía da fuerzas para el martirio porque en la eucaristía recibimos el Cuerpo y la Sangre de Cristo, que murió mártir, y que nos llena de bravura, de fuerza para afrontar cualquier situación adversa. Quien comulga con frecuencia tendrá en sus venas la misma Sangre de Cristo, siempre dispuesta a entregarla y derramarla cuando sea necesario por la salvación del mundo.
jennifer_zayas
 
Mensajes: 17
Registrado: Lun Oct 05, 2015 11:31 am

AnteriorSiguiente

Volver a Diplomado de Formación en Liturgia

¿Quién está conectado?

Usuarios registrados: Bing [Bot], Google [Bot], laurelpe69

Reportar anuncio inapropiado |
Reportar anuncio inapropiado |